Nervio radial

Este nervio pasa por la parte trasera y externa del brazo. El nervio radial sirve a los músculos que enderezan el codo y que levantan y enderezan la muñeca, el pulgar y los dedos. El nervio radial le da sensibilidad a la piel de la parte externa del pulgar, del dorso de la mano y de los dedos índice, medio y la mitad del dedo anular.

El nervio radial se extiende a todo lo largo del brazo y la mano. El término “neuropatía” se refiere a función anormal del nervio que puede ocurrir cuando un nervio queda constreñido o comprimido (atrapado) en cualquier lugar a lo largo de su trayectoria. La neuropatía del nervio radial (neuropatía radial) puede dar por resultado dolor, debilidad o entumecimiento y hormigueo (parestesias). Estos síntomas pueden ocurrir en la parte posterior (el dorso) del antebrazo, así como en la mano, el pulgar o los dedos (índice, medio y parte del dedo anular).

El nervio radial tiene una trayectoria desde el plexo braquial en la axila, y desciende en espiral por la parte posterior del brazo hasta la parte externa del codo, donde pasa en frente del codo cerca del epicóndilo lateral y la cabeza del radio, y se divide hacia porciones sensitiva y motora en el antebrazo. La primera porción del nervio radial, el nervio interóseo posterior o rama terminal posterior del radial, proporciona control motor a los músculos extensores del antebrazo, y controla la muñeca, el pulgar y los dedos.

La neuropatía radial (atrapamiento del nervio radial) típicamente ocurre en la parte posterior del brazo, en el codo, o en los músculos profundos del antebrazo. El sitio más frecuente de atrapamiento del nervio radial es en el túnel radial y en la parte delantera de la parte baja del codo/alta del antebrazo. El túnel radial mide alrededor de 5 cm (2 pulgadas) de largo, y está bordeado por el extremo del hueso largo del brazo (húmero) y los músculos del codo y el antebrazo. En el túnel radial, el atrapamiento de nervio puede producirse por músculos del antebrazo, tendones o fascia tensos; inflamación de la bolsa (bursa) del codo, o lesiones que ocupan espacio, como tumores óseos, tumores adiposos benignos (lipomas) o quistes glanglión. En esta región, los síntomas de síndrome del túnel radial, aunque raros, pueden ser similares a los del codo del tenista (epicondilitis lateral), que se experimenta con mayor frecuencia. Por consiguiente, la epicondilitis lateral (tendinopatía del codo) que no muestra respuesta al tratamiento puede explicarse por un síndrome del túnel radial subyacente.

Las causas más frecuentes de neuropatía radial son traumatismo directo del nervio o presión prolongada sobre el nervio por compresión, hinchazón o lesión de estructuras cercanas. El nervio radial suele quedar lesionado durante una fractura de la parte alta del brazo (diáfisis humeral) o de la parte alta del antebrazo (parte proximal del radio). Una parálisis alta del nervio radial es una compresión del nervio radial en la axila, que puede ocurrir por uso inapropiado de muletas (“parálisis por muletas”), o por el hábito de apoyar el brazo sobre el respaldo de una silla. El nervio radial también puede quedar comprimido en su surco espiral a lo largo de la parte posterior del húmero durante un periodo de inmovilidad, como ocurre durante sueño profundo (“parálisis del sábado por la noche”). El “traumatismo acumulativo” no se considera una causa de síndrome del túnel radial, porque los individuos que efectúan movimientos repetitivos o enérgicos de asimiento, giro, empuje o tracción, rara vez presentan el trastorno. La compresión de la porción sensitiva del nervio radial en la muñeca (síndrome de Wartenberg) puede producirse por uso de una correa de reloj apretada, o por la aplicación de un enyesado apretado.

Tratamiento de fisioterapia

Corrientes analgésicas tipo TRABERT

Calor infrarrojo

Terapia manual:

-Cervical, desbloqueo y movilización vertebral a nivel C5-C6-C7 y C8. Técnica de inhibición suboccipital. Tracción cervical.

-Masaje en los músculos extensores del antebrazo y muñeca.

-Estiramientos pasivos de los extensores del antebrazo.

-Movilización articulación radio-cubital superior.

-Movilización articulación humero-cubital

-Decoaptaciones de hombro.

Ejercicios pasivos y activos de elongamiento y puesta en tensión del nervio radial.

Tratamiento para la neuropatía por compresión del nervio radial
5 (100%) 34 votos